El Gobierno de Gandia se compromete con la erradicación de la violencia de género


Otro punto de acuerdo del orden del día era el relativo a la adición al convenio formalizado en su día con la entidad CulturArts Generalitat, para la realización de espectáculos musicales de manera cofinanciada




 

El Gobierno de Gandia se compromete con la erradicación de la violencia de género

La Junta de Gobierno Local de Gandia ha aprobado el “Pacto Ciudadano contra la Violencia de Género Ciudad de Gandia”, que engloba tanto al Ayuntamiento como al conjunto de asociaciones, entidades y organismos de la ciudad.


La iniciativa, puesta en marcha desde la Concejalía de Igualdad y Mujer, tiene como finalidad conseguir un rechazo social de la violencia de género, así como promover modelos alternativos de convivencia en el marco de una cultura de la paz.


El Portavoz de Gobierno en el Ayuntamiento de Gandia, Víctor Soler, ha dado a conocer esta nueva medida a favor de la igualdad real entre hombres y mujeres. “Queremos acabar con una realidad que nos avergüenza como sociedad, y trabajar para que en Gandia haya una auténtica tolerancia cero contra aquellos que discriminan y maltratan a las mujeres, en cualquiera de sus manifestaciones”.


Este pacto pretende trabajar desde la perspectiva de la información y la prevención de este tipo de conductas. Es por ello por lo que sus principales actuaciones serán el establecimiento de mecanismos para la formación en materia de violencia, divulgando recursos, acciones y medidas concretas que favorezcan su erradicación. Además, se ejecutará el “Programa de Prevención e Intervención contra la Violencia de Género”, que desarrollará acciones de prevención y sensibilización, prestando especial protección y atención a las mujeres víctimas de violencia de género. Todo ello informando y dando a conocer los diferentes servicios para las víctimas que existen en nuestra ciudad.


En otro orden de cosas, Víctor Soler ha informado del cese del uso educativo de la llamada “Escoleta de la Platja”, una infraestructura educativa de primer ciclo que permanecía inoperativa por falta de asistencia desde el curso 2012-2013. “La falta de previsión hizo que los pocos alumnos que asistían a esta Escoleta fueran redistribuidos entre otros centros del Grau y la ciudad; es por ello que nos comprometimos a ceder este espacio para un uso social, cediéndolo a la Asociación de Autistas de la Safor” ha indicado Soler.


Con el cese del uso educativo, requisito exigido desde Conselleria, ya se pueden iniciar los trámites para la cesión del edificio, en el que la Asociación de Autistas de la Safor encontrará un espacio idóneo donde llevar a cabo sus tareas y objetivos. Además, tal y como ha señalado Víctor Soler, este proceso es reversible, por lo que en el momento en el que el Ayuntamiento requiera modificar nuevamente su uso, podrá realizarse sin ningún tipo de problema.