Gandia guarda un minuto de silencio por el agente arrollado por un tren en Madrid


Miembros de los diferentes cuerpos de seguridad y autoridades políticas, encabezadas por el Alcalde de Gandia se han concentrado a las puertas de la Comisaria para guardar un minuto de silencio.




 

Gandia guarda un minuto de silencio por el agente arrollado por un tren en Madrid

Minuto de silencio esta mañana en Gandia, ante la Comisaria Nacional de Policia, ante el fallecimiento del joven Policia Nacional de 28 años, Francisco Javier Ortega, tras ser empujado por un hombre a las vías de la estación de Cercanías en Madrid.

Miembros de los diferentes cuerpos de seguridad y autoridades políticas, encabezadas por el Alcalde de Gandia, Arturo Torró, se han concentrado a las puertas de la Comisaria y han guardado un minuto de silencio como muestra de solidaridad con la familia del fallecido y miembros de los Cuerpos de Seguridad "que són víctimas en su función diaria", como ha señalado Armando Jiménez, Comisario de la Policia Nacional en Gandia.

Tanto él como el alcalde han indicado la necesidad de controlar los empadronamientos, como está haciendo el actual Gobierno de Gandia, para detectar a delincuentes o inmigrantes en situación ilegal, como era el caso del agresor que acabó con la vida de Ortega, ya que contaba con un total de nueve detenciones bajo identidad diferentes, varias de ellas por amenazas y robo con violencia. Un joven que llegó a España de forma ilegal en 2011.

"Hay que controlar la llegada de este tipo de delincuentes y es lo que hacemos en Gandia al exigir, por ejemplo, la ficha policial ante cualquier demanda de empadronamiento", ha señalado el Alcalde. Todo con el objetivo, como indicada el Comisario de la Policia Nacional en Gandia, "de garantizar la seguridad ciudadana".