Más de 50 personas participan en las actividades de la Sala de Gimnasia Pasiva de Miramar


Más de 50 vecinos y vecinas de Miramar participan diariamente en las actividades organizadas por el Ayuntamiento de Miramar en la Sala de Gimnasia Pasiva de la localidad. Las actividades comienzan en torno a las 9 horas y finalizan tres horas más tarde. Los vecinos de Miramar, mayoritariamente pertenecientes a al colectivo de la Tercera Edad, se dividen en grupos y participan en diversos ejercicios, siempre bajo la supervisión de una fisioterapeuta, que se encarga de dirigir los ejercicios y atender las máquinas de gimnasia pasiva.




 

Más de 50 personas participan en las actividades de la Sala de Gimnasia Pasiva de Miramar

Los usuarios de la sala también tienen a su disposición una máquina de magnetoterapia, cuya finalidad es facilitar el metabolismo del calcio, necesario para fortalecer los huesos de las personas mayores. Asimismo, también cuentan con una máquina de parafina, que sirve para mejorar la movilidad de las articulaciones, mientras que una máquina de infrarrojos ayuda a la recuperación de enfermedades como la artrosis. Desde el pasado mes de noviembre, el Ayuntamiento de Miramar ha adquirido una máquina de electroterapia, cuyo objetivo es aliviar el dolor en huesos y articulaciones a través de la electroestimulación. Además de la utilización de los aparatos de gimnasia pasiva, antes de cada sesión se llevan  a cabo diferentes ejercicios de gimnasia activa, con movimiento de brazos y piernas y juegos de coordinación. Estas actividades complementan las funciones de las máquinas de gimnasia pasiva.

 

El Ayuntamiento de Miramar puso en marcha la Sala de Gimnasia Pasiva hace alrededor de un año y medio. Durante este tiempo, se ido incrementando tanto en número de actividades como en aparatos. Tal y como expone el alcalde de Miramar, Asensio Llorca, “una de nuestras principales prioridades es la Tercera Edad y su calidad de vida. Además de la creación de esta sala, también organizamos diversas actividades, como la excursión a Aielo de Malferit de hace dos semanas. Actualmente, desde el Ayuntamiento de Miramar nos hemos adherido al programa Menjar a Casa, que servirá de ayuda a aquellos vecinos y vecinas que tienen dificultades para alimentarse”.