Control promueve el uso del preservativo entre los más jóvenes


El próximo 1 de diciembre se celebrará el Día Mundial contra el SIDA, en un contexto de alarma social a nivel mundial motivado por el incremento constante de nuevos casos de contagio. Según estudios recientes, los jóvenes son los más vulnerables al VIH, por ello, la marca Control, conocedora de este problema, ha acercado su comunicación a los más jóvenes mediante el lanzamiento de nuevas gamas de preservativos que, además de proteger, hacen que la relación sea más divertida y placentera.




 

Control promueve el uso del preservativo entre los más jóvenes

Hace unos años, los preservativos se entendían como un método de planificación familiar, con un perfil exclusivamente masculino y de edad madura. Actualmente el panorama ha cambiado sustancialmente. Según un estudio realizado por Control en el año 2006, el 48,3% de los jóvenes de entre 20 y 30 años utilizan siempre preservativo en sus relaciones sexuales, a veces un 32,7% y nunca un 19%.

 

El comportamiento de nuestros jóvenes cambia entre los 15 y los 18 años:

 

·         los más jóvenes (15-16 años) presentan conductas menos seguras (el 16,4% no ha usado ningún método en su última relación de pareja.

·         el porcentaje cambia a medida que aumenta su edad, ya que a los 18 años sólo un 14,3% declara no haber usado ningún método anticonceptivo.

 

Control ha sido uno de los impulsores del uso del preservativo. La marca, que tiene su fábrica mundial en España, produce 1 millón de preservativos diarios.

 

Según datos del INJUVE de 2004, las razones para usar el preservativo se concentran en los siguientes parámetros: un 93% hace uso del preservativo para evitar embarazos no deseados y un 34,8% para evitar el contagio del VIH.

 

Otros estudios apuntan hacia la necesidad de reforzar la información y educación del uso correcto de métodos anticonceptivos, ya que una gran cantidad de jóvenes, chicas en mayor medida, consideran que el preservativo es eficaz aunque se coloque tras la penetración o incluso recurren a prácticas anticonceptivas dudosas como el lavado vaginal o la marcha atrás.

 

El futuro del VIH depende en gran medida de los comportamientos sexuales de los más jóvenes en todo el mundo y es que, según el último informe de ONUSIDA, los nuevos casos de contagio se dan principalmente en las personas de entre 15 y 24 años. A pesar de que el incremento más significativo del virus corresponde a los países menos desarrollados, los países ricos no consiguen ganar la batalla definitiva al VIH.

 

José Manuel López Vuelta, director de marketing de Control a nivel internacional afirma, “en nuestra empresa percibimos rápidamente los cambios de los consumidores en relación a su sensibilización con respecto al uso de los preservativos. El hecho de que el SIDA haya pasado de ser una enfermedad mortal a una crónica ha hecho que la gente se relaje en la utilización de estos métodos barrera. Paralelamente, el imparable ascenso de los casos registrados en países del tercer mundo hace que esta pandemia siga siendo la gran asignatura pendiente de nuestro sistema de salud”.

 

Según los últimos datos del Plan Nacional sobre el SIDA, el 43% de los contagios del año 2005 se produjeron por transmisión sexual. Datos de la encuesta de Salud y Hábitos Sexuales reflejan que, aunque los jóvenes de 18 a 29 años usan más el preservativo que las personas mayores, el 40% de ellos no lo usa siempre en sus relaciones ocasionales.

 

Consciente de esta realidad social, Control, líder español de preservativos, centra su esfuerzo en promover entre la juventud española el uso del preservativo como el método más seguro, fácil de usar y divertido. Control posee en Madrid una de las pocas fábricas de preservativos que hay en Europa, e innova con nuevos productos para que los consumidores hagan del preservativo un elemento obligatorio en sus prácticas sexuales.

 

Hoy por hoy, el preservativo es el método anticonceptivo más barato, cómodo y fiable. No requiere receta ni controles médicos y es el único sistema que protege de las enfermedades de transmisión sexual.

 

El reto más importante para frenar la propagación del SIDA es contribuir a la normalización y erotización del uso del preservativo en los jóvenes, garantizando que el sexo seguro también pueda ser positivo y agradable.

 

Se trata de que el uso del preservativo sea percibido con la máxima naturalidad y para ello, Control se basa en tres ejes principales para lanzar sus nuevos productos: seguridad, facilidad de uso y diversión fisiológica y psicológica.

 

 

Nuevos productos pensados para el público joven

 

La  principal ventaja de las gamas de productos que está desarrollando Control es que están pensadas para aquellos que les gusta vivir nuevas experiencias y sensaciones. Así, el uso del preservativo se convierte en un placer repleto de estímulos emocionales a la vez que seguro.

 

Algunas de sus novedades se encuentran en el diseño de los envases, más adaptables y actuales, combinando ilustraciones y tipografías atractivas, en variedades que ayudan a acabar con la monotonía mediante olores y sabores, y en el precio, adaptado también al bolsillo de los más jóvenes.

  

 

Sobre Control:

Control, marca líder de preservativos en el canal farmacéutico cuenta ya con más de 30 años de experiencia y está presente en más de 20 países. La presencia de Control es más fuerte en los países del mediterráneo, siendo España, Portugal Italia y Turquía algunos de los países con mayor peso aunque con presencia también en otros países como Marruecos y Arabia Saudí.

 

La fábrica de Control que abastece a todos los países está instalada en Madrid y en ella trabajan especialistas altamente cualificados en la producción y desarrollo de este tipo de productos. El preservativo, es el método anticonceptivo más barato, cómodo, fiable y seguro en cuanto a protección de enfermedades de transmisión sexual, según lo demuestran los 6 millones de consumidores españoles.