La Fideuà de la Policía Local de Gandia vuelve a estar por todo lo alto


Los agentes han conseguido cocinar el plato gandiense en el pico más alto de la península, el Mulhacén, en la granadia Sierra Nevada, volviendo a ostentar el récord de confeccionar y promocionar una fideuá de "altura".




 

La Fideuà de la Policía Local de Gandia vuelve a estar por todo lo alto

Lo prometieron y lo consiguieron. Los agentes del Grupo de Montaña de la Policía Local de Gandia, han batido el récord que unos jóvenes de l'Eliana les habían arrebatado anteriormente. La historia arrancó con la confección del plato típico gandiense en la subida al Aneto y en donde los agentes locales cocinaron una fideuá en el refugio de la Renclusa, a 2.140 metros sobre el nivel del mar. Hasta ahí todo bien, hasta que un día dos jóvenes de l'Eliana les arrebatan el récord.

Los dos jóvenes, sin ton ni son, seguramente sin saberlo ni hacerlo por pique, pues cocinaron una fideuá en la subida que realizaron en mayo de 2015 en el pico del Aneto, a 3.404 metros sobre el nivel del mar.
Los agentes de la Policía Local de Gandia, que no salían se su asombro al ver que desde l'Eliana les habían arrebatado el título honorífico de cocinar la fideuá más alta, se preguntában porqué no cocinaron los de l'Eliana una paella. Pero esto sirvió para que durante el verano se entrenaran a conciencia y decidieran superar la prueba de los jóvenes de l'Eliana.

Así pues, los policías de Gandia lograron ayer cocinar la fideuá de Gandia en el punto más alto de la península, el Mulhacén, en la granadina Sierra Nevada, es decir, 74 metros más de la gesta que realizaron los jóvenes de l'Eliana.
La próxima cita quien la quiera ya sabe, el Teide. Desde Cope-Onda Naranja felicitamos a los agentes y les damos la enhorabuena por esta promoción del plato típico gandiense que demuestra una vez más que la fideuá de Gandia es un plato de "altura".