La empresa del Gandia Palace desvela que en octubre Ozone desmontó cines y boleras


La familia Peiró Bataller, dueña de la empresa del hotel Gandia Palace, emite un comunicado donde explica que el 16 de octubre pasados se estaban desmantelando las instalaciones de los cines y las boleras. VIPEI acusa a Ozone y a la empresa pública IPG de permitirlo.




 

La empresa del Gandia Palace desvela que en octubre Ozone desmontó cines y boleras

En el comunicado que ayer emitió la familia Peiró Bataller, dueña de la empresa del Hotel Gandia Palace (VIPEI) se explica que el pasado 16 de octubre solicitaron la presencia de un notario en las instalaciones para que levantara acta tras comprobar que la empresa Ozone estaba procediendo a desmantelar las instalaciones dejando puertas abiertas por las que podía acceder cualquier persona.
La custodia, señala el comunicado de VIPEI, del equipamiento de las salas multicine y la galería comercial le correspondían a Ozone como arrendatario y a la empresa pública IPG como propietaria. Ambos han permitido que se desmantelara la galería comercial.
Estas afirmaciones realizadas por VIPEI se contradicen con las explicaciones que, desde el Gobierno de Gandia a travéz de Vicent Mascarell, se dieron referente al saqueo y las imágenes que se difuncieron sobre el estado de las boleras y el cine, además de confirmar lo dicho por Mascarell como responsable de IPG, dado que señaló que no se habían forzado puertas. Lo más extraño de esta rocambolesca situación es que la propietaria de los locales, la empresa pública IPG no supieran que se estaban vaciando los locales.