Arturo Torró abandona el acta de concejal tras conocer la sentencia de Bankia


El ex alcalde ha anunciado en el pleno de hoy que, tal y como prometió, cuando saliera la sentencia de Bankia renunciaría a su acta de concejal. Seguirá como presidente del PP de Gandia y reconoce que la política le gusta más que el arroz caldoso. Algunos de sus contrincantes políticos lo felicitan y le desean suerte.




 

Arturo Torró abandona el acta de concejal tras conocer la sentencia de Bankia

Hoy ha sido el día elegido por Arturo Torró Chisvert. En el apartado de ruegos y preguntas el ex alcalde ha tomado la palabra y ha dicho que "tal y como prometí hace un año a mis hijos, el día que se hiciera pública la sentencia de Bankia en el primer pleno de la Corporación dejaría el acta de concejal. Me reintegran mis acciones, mi patrimonio y además con daños y perjuicios".
El propio Torró ha dicho que deja la política "con dolor de corazón. A mí me gusta más la política que el arroz caldoso, pero me debo a mi familia. Se lo prometí y cumplo la palabra".
El ex alcalde se ha puesto a disposición de la alcaldesa Diana Morant "aunque sé que no soy santo de su devoción, ni usted de la mía, pero como persona, como ciudadano me tendrá para lo que necesite como hice con Frau y con Orengo" y ha señalado que continuará como presidente del Partido Popular de Gandia.
Tras sus palabras, unos aplausos de la bancara popular y de una parte del público asistente. La alcaldesa ha levantado la sesión y algunos concejales han acudido a despedirse de Arturo Torró y a desearle suerte. Entre ellos, la vicealcaldesa, Lorena Milvaques; el concejal Miguel Angel Picornell; la edil de Tráfico, Angels Pérez; el de Políticas Sociales, Nahuel González y el de Territorio, Xavier Ródenas, entre otros. La alcaldesa de Gandia, Diana Morant, le ha estrechado la mano poco antes de marcharse de la sala así como el portavoz de los socialistas, José Manuel Prieto. Uno de los últimos ha sido Ciro Palmer quien se ha despedido de Torró con un apretón de manos y el ex alcalde le ha dicho "cabet, Ciro, cabet". El broche lo ponía su hija, Sara, que ha acudido a ver cómo decía adiós su padre, Arturo Torró, en un pleno histórico.