La rotonda de la carretera de Daimús-La Vital estará en unos meses


La Diputación se ofrece al Ministerio de Fomento a realizarla este año y sin demoras porque el ente provincial, en cuestión de eliminar zonas de riesgo no escatima recursos, ha afirmado el diputado de Carreteras.




 

La rotonda de la carretera de Daimús-La Vital estará en unos meses

Es una de las obras eternas. Reclamada hasta la saciedad durante años y siempre la gran olvidada a pesar de ser uno de los puntos negros de la Nazaret-Oliva. Se han construido antes rotondas a lo largo y ancho de esta vía provincial que se ha solucionado el conflictivo y peligroso cruce de la carretera de Daimús con la de La Vital. Cuando arrancó en papeles la carretera N-337 de acceso Sur al puerto de Gandia se volvió a creer en el proyecto, pero ni aun así.

La hemeroteca recuerda que en 2010 fue la empresa Copcisa la que se adjudicó la obra por 16,5 millones de euros. Se levantó la tierra y se marcaron viales más allá de la rotonda de Bellreguard. A lo lejos, el Puerto de Gandia espera una carretera Nacional para poder transportar con seguridad y rapidez las mercancías. Cualquier puerto de España, por su carácter nacional, lo tiene menos Gandia.

Y dentro de ese proyecto se contemplaba la adecuación del tramo de la Nazaret-Oliva, o lo que es lo mismo la carretera de la costa, de bajo, de la mar, de las playas o la de Daimús.

Pues bien, mientras el ministerio de Fomento ha prometido a la Diputación de Valencia que, de ahora a diciembre estará construida esa rotonda en la carretera de Daimús-La Vital, la propia Diputación viendo y temiendo que se vuelva a retrasar se ha ofrecido a construirla ya, sin demoras  y antes de que acabe este año porque, según el ente provincial, en cuestión de eliminar zonas de riesgo, el Gobierno valenciano no escatimará recursos.

Así las cosas, hace unas semanas y ante el retraso que lleva la futura rotonda, ha sido el propio diputado de Carreteras quien ha anunciado que la Diputación se ha ofrecido al Ministerio de Fomento para ejecutar esta obra y acabar con el punto negro de accidentes y las largas colas durante el verano.