Descubren sacos con 400 kilos de naranjas que iban a ser robados en Oliva


Estaban a punto de ser cargados en un hierto de la finca de Arnal, en el polígono de El Brosquil. La vigilancia de las policías locales de Oliva y Pego tanto en huertos como en las peladoras han evitado este hurto masivo de naranjas.




 

Descubren sacos con 400 kilos de naranjas que iban a ser robados en Oliva

Un sorprendente hallazgo se ha dado este pasado fin de semana en un huerto de la finca de Arnal, en el polígono de El Brosquil en Oliva, al detectar en el suelo una decena de sacos repletos de naranjas acabadas de cortar. Los sacos estaban dispuestos para ser cargados en una furgoneta a la mayor rapidez posible, pero todo apunta a que la presencia y presión de las policías locales de Oliva y Pego en los huertos de los términos municipales y en las peladoras, han evitado este nuevo robo en los campos de la Safor.
Así las cosas, tras indagar con el propietario del campo respecto a las naranjas cortadas, éste no sabía nada y parece ser que sorprendieron a los amantes de lo ajeno y no pudieron regresar a los los sacos que estaban listos con 400 kilos de naranjas.
Tal y como hemos venido informando, desde la semana pasada se ha aumentado la presión policial en las peladoras, que son fábricas donde se destina la naranja caída del arbol para la producción de zumo. Esto es aprovechado muchas veces por los delincuentes para sustraer la naranja del árbol y presentarse en la peladora señalando que son para zumo, obteniendo así pingües beneficios. Ahora, con la vigilancia de la Guardia Civil a través del Equipo ROCA y la colaboración de la policía local de Oliva y de Pego se ha conseguido que los ladrones abandonaran las naranjas que acababan de robar en este campo olivense.