Hemos aprendido de los errores de la burbuja económica y no lo repetiremos


José Vicente Roig Dalmau ha sido notario en Gandia durante los últimos 20 años y ahora deja la Ciudad Ducal para iniciar nueva etapa profesional en Valencia, pero a lo largo de estos años, ha sido testigo directo de la evolución de la ciudad y esas impresiones y anécdotas nos la ha contado en nuestra entrevista “Algo que contar”




 

Hemos aprendido de los errores de la burbuja económica y no lo repetiremos

Han sido 20 años de ejercicio profesional en Gandia, por lo que por su despacho han pasado miles y miles de personas y eso le ha permitido ver y vivir en primera persona la evolución de la ciudad. Una evolución que ha sido importante, él mismo reconoce que cuando empezó a ejercer en Gandia, “la ciudad contaba con algo más de 50.000 habitantes y ahora rondamos los 73.000, pese a que hemos llegado en alguna ocasión hasta los 80.000”, esto además hay que sumarlo al crecimiento físico de la ciudad, su desarrollo en infraestructuras y en comunicaciones “aunque aún nos falta mejorar en algunas”.


Han sido épocas más tranquilas y otras más complicadas, como la de la burbuja inmobiliaria donde todo se producía con “excesiva velocidad”, por lo que los propios notarios advirtieron que “no se iba a poder hacer frente a todo lo que se gestaba”.


Ahora asegura que la sociedad “hemos aprendido” y por tanto confía no solo en que seremos capaces de salir de la crisis, sino también atravesaremos un época mucho más tranquila.


En lo personal ha pasado de trabajar en Gandia a vivir Gandia y por tanto en el momento de la partida asegura que no se desvinculará de la ciudad “no podré”, ya que aquí se quedan amigos y relaciones que seguirá manteniendo ahora desde Valencia.