La piscina del Grau de Gandia no cierra por avería sino por legionela


Mientras la concejala de Deportes dijo que era por una avería en el sistema de depuración ahora la edila de Sanidad, Liduvina Gil, admite que aparecía un bacilo que no estaba nada claro.




 

La piscina del Grau de Gandia no cierra por avería sino por legionela

Donde dije digo digo Diego. El Ayuntamiento de Gandia a través de la concejalía de Deportes que dirige Lydia Morant señalaba en una nota de prensa que la piscina del Grau de Gandia, ubicada en la zona de Les Foies entre la Escuela de Música y el Auditorio, se cerraba a consecuencia de un problema o avería en la depuración de las aguas, ayer, su compañera de bancada y concejala de Sanidad, Liduvina Gil, le enmendaba la plana al señalar que la piscina del Grau se había cerrado no por una avería sino al detectarse un bacilo que no estaba nada claro. Y es que, los análisis realizados por el Centro de Salud Pública de Gandia han determinado la existencia de ese bacilo, concretamente de legionela y pseudomona aeruginosa.
La situación no es grave, de momento, dado que no ha habido contacto humano, de ahí la buena noticia del cierre de la piscina, de lo contrario se estaría hablando de otra cosa. Por ello, hasta que no se vuelvan a realizar los análisis y se conozcan los resultados, que se espera estén en 48 horas, la piscina no se podrá abrir al público. Una vez se sepan los resultados, el Gobierno de Gandia anunciará si decide abrirla de nuevo al público o mantenerla cerrada hasta que desaparezca el foco de legionela.