Polémicas alegaciones del GEMAS al proyecto de recuperación medioambiental del Barran del Garrofer


El Grupo de Estudios Medioambientales de la Safor, GEMAS, ha presentado alegaciones al proyecto que presentara el pasado mes de noviembre el alcalde del municipio de Rótova, Toni García, para la recuperación medioambiental de parcelas en la partida Barranc del Garrofer. Los ecologistas critican que el proyecto está ''mal copiado'' del que presentó la Diputación y que fue retirado por las alegaciones presentadas por el mismo grupo ecologista. El alcalde Toni García, asegura que las críticas del GEMAS, sólo tienen una base política por estar en periodo pre electoral




 

Polémicas alegaciones del GEMAS al proyecto de recuperación medioambiental del Barran del Garrofer

Tras la presentación de alegaciones por parte del grupo GEMAS, al proyecto de recuperación de parcelas del Barranc del Garrofer, alegaciones en las que aseguran que el proyecto técnico presentado no es ni con mucho, el más adecuado ni completo, pero además entienden que es una copia mal hecha de un proyecto anterior que presentara la propia Diputación y que a consecuencia de las alegaciones presentadas por el mismo grupo, la entidad decidió retirar. Según los ecologistas, con el proyecto sólo se conseguiría degradar la zona en lugar de conservarla y se eliminarían algunas especies vegetales, como mínimo interesantes para el municipio. También han criticado la instalación de mesas y bancos de recreo, o el alto coste de los carteles anunciadores de la zona.

Antonio García, alcalde popular del municipio y además Diputado de Turismo, ha sido claro y contundente en la respuesta a las alegaciones y al comunicado emitido por los ecologistas. En cuanto a cuestiones técnicas no ha querido opinar, ya que lo hará el técnico correspondiente, según asegura, pero en lo que se refiere a la crítica política, ha asegurado que ni las alegaciones habían tomado el cariz que han tomado, ni se estaría intentando eliminar un proyecto tan beneficioso para el municipio, si no nos encontráramos ya inmersos en un claro proceso per electoral.

García no entiende esta actitud, ya que asegura el proyecto es completo, beneficia al municipio y pretende fundamentalmente proteger una zona que ha sido pasto de las llamas el pasado verano. El acalde asegura que el proyecto es ecologista y mediambientalista, algo no muy típico en los municipios populares, pero que además beneficiará al pueblo en cuanto a imagen y promoción de su entorno natural, una de las riquezas del municipio.