Un envenenamiento obliga al cierre de parte del parque de las Esclavas


La Policía Local tras advertir la presencia de palomas muertas precinta una parte del parque y advierte a los usuarios que no dejen que sus mascotas coman comida del suelo. La preocupación es mayor de cara a los niños y niñas que frecuentan la zona.




 

Un envenenamiento obliga al cierre de parte del parque de las Esclavas

Se lo venimos contando desde la semana pasada en el periódico gratuito 7 y Medio Noticias, tras detectarse un envenenamiento de animales de compañía en calles del Centro Histórico de Gandia. Pues bien, ahora el veneno se ha extendido hasta un parque, el de Roís de Corella junto a las Esclavas.

La aparición de palomas muertas tras ingerir algo del suelo ha llevado a la Policía Local de Gandia a emitir un comunicado donde se aconseja que no lleven a los perros sueltos y que éstos no ingieran nada del suelo “por un posible envenenamiento de comida arrojada al suelo”. Esto adquiere tintes mayores cuando se trata de un parque público donde acuden padres y madres con sus hijos, por lo que la precaución debe ser máxima.

Durante la jornada de ayer la Policía Local de Gandia procedió al precintado de una parte del parque de las Esclavas, junto a Roís de Corella, instalando en los paneles y puerta de acceso a la zona de perros carteles advirtiendo de la situación ante el posible envenenamiento.

Las críticas no se han hecho esperar para la persona o el desalmado que ha echado veneno en la zona y que ha acabado con la vida de varias palomas, hecho éste que ha sido lo que ha advertido a la población.

La preocupación es máxima cuando se trata de una zona que la frecuentan menores o personas con algún animal de compañía quienes podrían haber sufrido lo mismo, y en el caso de los menores la consecuencias podrían haber sido mucho más graves. De ahí que la Policía Local haya solicitado la máxima difusión.

Se desconoce si los servicios municipales han retirado las palomas muertas y éstas han sido derivadas a Sanidad para que se les practique la autopsia en aras de esclarecer el motivo de su fallecimiento y, en su defecto, alertar o no a la población. A lo largo de la jornada de hoy martes, Cope-Onda Naranja intentará recabar más información al respecto a fin de saber de fuentes oficiales si se trata de un envenenamiento en la zona; si las palomas lo llevaban desde otro punto de la ciudad o si por el contrario, se trata de otras circunstancias.