Ocho personas acusadas de estafar a 78 inversores en la comarca de la Safor


Los encausados se sientan en el banquillo tras obtener 7 millones de euros de ventas falsas en la playa de Gandia, en Oliva Nova y en l'Alqueria de la Comtessa. A la cabecilla le piden 8 años de cárcel




 

Ocho personas acusadas de estafar a 78 inversores en la comarca de la Safor

La Audiencia de Valencia sentará la próxima semana en el banquillo de los acusados a ocho personas que, llevaron a cabo numerosas estafas con la falsa venta de inmuebles, la mayoría de ellos situados en Gandia y Oliva, así como en otras localidades de la comarca.

La historia se remonta durante la primera década de los años 2000 cuando, una pareja junto a dos de sus hijos y otras personas se confabularon para perpetrar una de las mayores estafas que se recuerdan en la Safor y que ha afectado a 78 personas, la mayoría de ellas, vecinos de esta comarca.

Ofertaban apartamentos, áticos, adosados, dúplex, todo en primera línea de playa y exclusivo por unas módicas cantidades entre los 50 y 60.000 euros para así dar la señal y adquirir inmuebles en la playa de Gandia o en la exclusiva zona de Oliva Nova junto al campo de golf. La realidad del mercado en esa época no era de 60.000 euros sino de 300.000 euros.

También se inclinaron por otro tipo de inmuebles como naves industriales, locales comerciales o viviendas entre ellas en l’Alqueria de la Comtessa, Sollana o en la milla de oro valenciana de la calle Colón.

La escenificación contaba también en la estafa. La jefa acudía con chofer y aparcaba frente a los Juzgados de Gandia para así aparentar que salía de las dependencias judiciales de negociar y quedarse una ganga inmobiliaria embargada o subastada.

Tras tantas largas para firmar un documento de compraventa tras haber dado la señal de 50 o 60.000 euros, fue cuando comenzó a destaparse la estafa, por lo que la mayoría de los clientes presentó una denuncia.

El Ministerio Fiscal pide 8 años de cárcel para la mujer que urdió la trama y que llegó a estafar a los 78 vecinos de la comarca de la Safor una cantidad cercana a los siete millones de euros.