Los presupuestos de la Generalitat no contemplan las necesidades educativas de La Safor


Los presupuestos de la Generalitat Valenciana en materia educativa, vuelven a dejar abandonado el panorama escolar de la comarca de La Safor, según afirma el miembro del Bloc Emili Ripoll.




 

Los presupuestos de la Generalitat no contemplan las necesidades educativas de La Safor

Así, el nacionalista señala que de momento sólo se ha construido un centro escolar a Xeresa y se encuentra en proyecto otro en Oliva, pero estas dos actuaciones, “no cumplen ni de lejos con el Crea escola diseñado por la Generalitat”.

 

Ripoll indica que prueba de ello es que en lugar de dotar a los municipios de La Safor de infraestructuras, cada vez, proliferan más los centros con aulas prefabricadas. El colegio Botánico Cabanillas de Gandia es una prueba de ello, puesto que se encuentra en esta situación desde hace más de tres años, pero además, hay proyectados barracones de cara al curso que viene para los colegios Juan XIII, Grao y Beniopa-Passeig, también en Gandia.

 

De igual modo, los colegios Cervantes, Roís de Corella, Sant Francesc de Borja, y los institutos, Tirant lo Blanch y Ausias March, necesitan de reformas urgentes, de hecho este último sufrió el desprendimiento del techo de su patio el pasado verano. Todos ellos se encuentran en una situación precaria, sin que desde Conselleria se haya aportado notificación alguna respecto a su mejora.

 

En la Valldigna, según señala Ripoll tampoco se aplica el mapa escolar y el primer ciclo de la educación secundaria se tiene que impartir en las escuelas, mientras que el segundo se imparte en aulas prefabricadas. De momento hay proyectado un instituto desde hace dos años, pero el consistorio, según el nacionalista, aún no ha cedido los terrenos para edificarlo.

 

De igual modo, señala que Tavernes de la Valldigna necesita al menos 9 centros educativos además de mejorar los ya existentes como el de la Divina Aurora y el de Alfandech.