La Guardia Civil investiga a El Corralet, la perrera que ejerce en Gandia


El propietario de la empresa presta declaración ante la Benemérita en Vinaròs tras una denuncia por un supuesto maltrato animal. El Gobierno de Gandia señala que si se demuestran los hechos ante el juzgado se rescindiría la contrata.




 

La Guardia Civil investiga a El Corralet, la perrera que ejerce en Gandia

Una denuncia realizada por la protectora El Refugio, con sede en Madrid, ha vuelto a poner en el centro de la diana a la perrera de Gandia. La Guardia Civil, a través del Servicio de Protección a la Naturaleza (Seprona) investiga a la empresa El Corralet por un supuesto delito de maltrato animal. Es más, la propia empresa ha confirmado que está siendo investigada por la Guardia Civil.

Este nuevo episodio sobre la polémica adjudicación de la recogida de animales en Gandia arranca, según el presidente denunciante, Nacho Paunero, cuando detectan a un animal que fue recogido en la calle con síntomas de malnutrición. En ese instante, la presidenta de la asociación Patitas-Casas de Acogida Gandia, Amparo Amorós, reclamó el animal y tardaron 38 días en traer la perrita de nuevo a Gandia. Fue entregada en lamentable estado, con dos heridas, desnutrida y deshidratada, según han señalado, lo que obligó a su ingreso de urgencia en una clínica veterinaria y se pusieron en contacto a ver de qué manera se podía dar a conocer este nuevo atropello animal.

Pincha aquí para escuchar al denunciante

La denuncia por maltrato según ha dado a conocer El Refugio, entidad que ha apoyado y guiado a Patitas, se interpuso el cuatro de abril y el pasado uno de agosto fue citado a declarar uno de los propietarios de El Corralet. Su declaración por un supuesto delito de maltrato animal lo fue ante la Guardia Civil de Vinaròs, localidad donde se encuentra El Corralet, la empresa que recoge los animales en Gandia.

Si se demuestran los hechos se rescinde el contrato
Desde el Gobierno de Gandia, el responsable a cuyo departamento está adscrito este servicio, Xavier Ròdenas, confirmaba en un comunicado de prensa que la empresa El Corralet está siendo investigada a raíz de la denuncia de El Refugio y que además, se puso en contacto telefónico con la citada empresa y así se lo reconocieron.

Ròdenas ha señalado además que el Gobierno estará vigilante y expectante para ver cómo se desarrollan los hechos, por lo que ha reclamado paciencia y esperar a ver los resultados de la investigación de la Guardia Civil.

Por último, el comunicado emitido por el Gobierno de PSOE y Més Gandia explica que, en el caso que la denuncia llegara al juzgado y los hechos se demostraran, este actuaría de forma inmediata de la misma manera que se realiza cuando hay cualquier incumplimiento de una contrata municipal, es decir, procediendo a la rescisión inmediata de la contratación.