División en el Gobierno de Gandia por la implantación de la Tasa Turística


La alcaldesa Morant en contra y el edil Ródenas está a favor, pero ambos se afanan en señalar que sus opiniones son personales, es decir, de meros ciudadanos. El sector está en contra pero como no hay unanimidad se pospone la postura de la ciudad de Gandia a una próxima Mesa de Turismo.




 

División en el Gobierno de Gandia por la implantación de la Tasa Turística

Las barbas del vecino ya las ha visto. Y nunca mejor dicho. La máxima responsable de Turismo en Gandia, la alcaldesa Diana Morant, comprobó ayer que el sector de Gandia está en contra de la tasa turística anunciada por su gobierno en la Generalitat. Pero como no hay unanimidad en la ciudad, dice Morant, se seguirá discutiendo. La unanimidad ayer no existió. Y Morant lo vivió dado que a la postura de enfrentarse a su propio Gobierno en la Generalitat tiene el incendio también en casa con Més Gandia donde el concejal Ródenas señala que está a favor de este gravamen turístico. Los dos, Morant y Ródenas, se apresuraron a señalar que sus palabras son a título personal, es decir, que ayer ocupaban sus escaños en la Mesa de Turismo como meros ciudadanos.


Hasta el presidente de los Hoteleros, Vicente Frasquet, tuvo que señalar ayer en pleno debate y ante la Mesa de Turismo que el sector no está de acuerdo, es más, ni entiende el motivo ni el fundamento de este gravamen propuesto. Y ahí fue cuando desde diversas asociaciones se ha pedido más tiempo y en una próxima mesa turística tras haber consultado con las respectivas organizaciones poder elaborar un manifiesto de rechazo. Desde Destí Safor, la antigua Asemhtsa, se dejó claro que la tasa es poner piedras en el camino.

Mientras gran parte del sector está en contra de esta tasa turística que pretende imponer la Generalitat, la alcaldesa de Gandia, Diana Morant, señalaba que “ahora mismo no creemos que sea el momento de abordar este aspecto” en referencia a la Tasa Turística y ha añadido que ''se está trabajando para poner en valor la Comunitat Valenciana pero los márgenes de rentabilidad no son tan buenos como para aplicar una medida de estas características''. La máxima responsable turística de Gandia ha destacado que ''la reflexión'' de la Mesa de Turismo ''no ha sido unánime y por tanto seguiremos discutiendo la postura conjunta de la ciudad en una próxima reunión''.

Así las cosas, en la próxima Mesa de Turismo se abordará la firma o no del manifiesto de rechazo y será donde cada uno se retratará y se sabrá si Gandia está en contra o a favor de este nuevo impuesto para quienes nos visitan, aunque éstos sean alcoyanos, madrileños, o de Valencia de Alcántara.