Las Fallas harán frente al IBI del Museu gracias a una ayuda a 3 bandas


La Federación de Fallas debe aportar 50.000 euros antes del 31 de diciembre en concepto de Impuesto de Bienes Inmuebles del Museu Faller correspondiente a los últimos cinco años.




 

Las Fallas harán frente al IBI del Museu gracias a una ayuda a 3 bandas

Han sido días vertiginosos habida cuenta que el tiempo corre en contra de la Federación de Fallas de Gandia pero al final ha podido ser. El presidente de la entidad festiva y cultural, Telmo Gadea, ha dado a conocer la fructificación de gestiones a tres bandas entre la propia Federación Fallera, el Ayuntamiento de Gandia y la Generalitat Valenciana para poder hacer frente al pago de 50.000 euros en concepto de Impuesto de Bienes Inmuebles que corresponde a los últimos cinco años del edificio del Museu Faller de Gandia. Un pago que debía de realizarse antes del 31 de diciembre próximo.


Un gasto que tal y como anunció el presidente Gadea ante los responsables de las 23 comisiones falleras, trastocaba de lleno el presupuesto para las actividades festivas y culturales del ejercicio fallero de 2018 dado que nadie podía haber previsto esta reclamación por parte del Catastro.



Como recordarán los oyentes de Cope-Onda Naranja, el Catastro reclamaba para antes de concluir el presente año 2017 el pago del IBI de los años 2013 al 2017. No obstante se libraban de abonar hasta 2008 dado que no se podía reclamar la deuda por haber prescrito la misma. Esos 50.000 euros trastocaban de lleno la programación festiva y el día a día del macro edificio del Museu Faller de Gandia. Cabe recordar que la hipoteca del edificio, unos 170.000 euros, supone más de la mitad del presupuesto global de la FdF que oscila alrededor de los 300.000 euros. A la hipoteca hay que añadir otros gastos relacionados con el edificio como son la limpieza, la Seguridad Social o los trabajadores, es decir, prácticamente un 70 por ciento del total. De ese 30 restante, se deben incluir los actos culturales y tan solo queda un 20% para gastar en actos festivos propiamente dichos. De ahí la importancia de la alerta que dio Telmo Gadea respecto a hacer frente a este cuantioso pago de 50.000 euros que ponía en peligro la gestión diaria de la entidad y por extensión la posibilidad de, en caso de impago el embargo de los respectivos casales falleros.



Ahora, las comisiones falleras están a la espera los próximos días para que el presidente Gadea explique junto con los responsables de las gestiones a nivel local y autonómico la ayuda a la que se ha podido optar y que reduciría si no al completo los 50.000 euros sí en parte, unos 38.000 euros, por lo que el resto podría ser afrontable dentro de la grave situación. De hecho, para los presupuestos del próximo año el máximo organismo fallero de la Ciudad Ducal ha previsto 11.000 euros en concepto de IBI del Museu Faller.