Una segunda autopsia revela una muerte violenta en Gandia


Una segunda autopsia revela una muerte violenta en Gandia. El juzgado número uno de Gandia debe decidir si ordena una investigación sobre la muerte de Marius W. K., polaco de 46 aňos que apareció muerto este verano en la playa de Gandia.




 

Una segunda autopsia revela una muerte violenta en Gandia

Su amigo escribió en un banco del parque Clot de la Mota la frase "aquí han asesinado a Marius". La historia arranca aquel 31 de agosto pasado cuando se halla a Marius W. K., polaco de 46 aňos y usuario del Centro de Atención de personas indigentes, apareció muerto en un banco del parque Clot de la Mota en la playa de Gandia. En la escena había restos de bebida y comida, y aparentemente no había lesiones.


El cadáver fue trasladado al Instituto de Medicina Legal de València. Localizaron a familiares del fallecido, en Polonia, concretamente a su madre. Ésta no creyó la versión de la muerte natural y solicitó una segunda autopsia en València al cadáver de su hijo Marius. Ahora se ha sabido que el informe de la segunda autopsia arroja el dato respecto a que la muerte fue violenta y que pudo golpearse o pudieron golpearle.


El Juzgado número 1 ha recibido ahora este nuevo informe de la autopsia y deberá decidir si abre diligencias o archiva el caso. El traumatismo que sufrió Marius le provocó una hemorragia interna y falleció. En la imagen, el fallecido Marius, fue voluntario social en Polonia, su ciudad natal, y fue recibido por su compatriota el Papa Juan Pablo II, agradeciendo su labor altruista.