El Archivo Municipal de Oliva recibe dos tarjetas postales de los años 30 remitidas por uno de los “niños de la guerra”


Tanto las tarjetas ahora donadas como otras cuatro, asimismo localizadas, serán enviadas por el Archivo Municipal de Oliva al Instituto Valenciano de la Música para su restauración y para obtener copia de la grabación sonora. En las imágenes adjuntas, emblemáticas instantáneas de los niños que huyeron de la Guerra Civil española. Ante el avance franquista, las multitudes se dirigían hacia las embarcaciones de refugiados.




 

El Archivo Municipal de Oliva recibe dos tarjetas postales de los años 30 remitidas por uno de los “niños de la guerra”

El Archivo Municipal de Oliva ha recibido una valiosa donación de la vecina de la localidad Consuelo Miñana Escrivà. Se trata de dos tarjetas postales que datan de los años 30, remitidas desde la ex-Unión Soviética por el olivense Miguel Escrivà, uno de los "niños de la guerra" que abandonaron España durante la Guerra Civil en dirección a Rusia.

Rosanna Torres, Regidora de Arxius, ha agradecido esta aportación de la Sra. Miñana y ha ofrecido todo el apoyo de su Regidoría a esta iniciativa de gran valor para la ciudad de Oliva.

Se trata de un texto manuscrito de Miguel Escrivà, tarjetas de formato rectangular que incluyen además una grabación sonora con su propia voz, donde el remitente saluda a su familia y les explica sus vivencias lejos de la barbarie española. Consuelo Miñana ha explicado a nuestros servicios informativos que se desconoce el contenido de las grabaciones, señalando que con ese fin se destinará a su restauración. Consuelo Miñana nos adentraba, además, en la particular historia de los “niños de la guerra”.

El Archivo Municipal de Oliva recibe dos tarjetas postales de los años 30 remitidas por uno de los

Los “niños de la guerra” partieron desde Oliva hacia la URSS en marzo de 1937. Las tarjetas se realizarían en el mes de octubre de aquel año, coincidiendo con el XX Aniversario de la Revolución Rusa. Cada uno de los niños dedicó unas palabras a sus familias, que quedaron registradas en dichas tarjetas. Una vez llegaron las postales a España, los padres debían acudir a recogerlas a la Embajada Rusa en España, o bien a la sede de UGT.

El Archivo Municipal de Oliva recibe dos tarjetas postales de los años 30 remitidas por uno de los

Además, Consuelo Miñana nos relataba la historia de su tío Miguel Escrivà, hermano de su madre. Miguel Escrivà contrajo matrimonio en Moscú, tuvo descendencia en aquel país y la primera vez que logró desplazarse a su localidad natal, Oliva, fue entre la década de 1960 y los años 70. Consuelo Miñana señalaba que en la edad adulta de los “niños de la guerra”, la URSS les permitía visitar a sus familias, mediante notificación previa de sus padres, asumiendo toda responsabilidad. Así, Miguel Escrivà acudía a su hogar natalicio cada tres años, hasta que la Unión Soviética se fragmentó.

El Archivo Municipal de Oliva recibe dos tarjetas postales de los años 30 remitidas por uno de los

Entonces, Miguel Escrivà establecería su vida en territorio ruso y podría, como hizo, viajar a España una vez al año o cada dos años, según sus posibilidades económicas. Aún así, Consuelo Miñana explicaba que su tío siempre hizo vida en Rusia, donde actualmente reside toda su familia: hijos, nietos y biznietos. Miguel Escrivà falleció el pasado mes de julio en su país adoptivo.

Desde aquí agradecemos la atención de la familia Miñana a nuestros servicios informativos.

Como señalaba la Concejal de Archivos, Rosanna Torres, tanto las tarjetas ahora donadas como otras cuatro, asimismo localizadas, serán enviadas por el Archivo Municipal de Oliva al Instituto Valenciano de la Música para su restauración y para obtener copia de la grabación sonora.

Está previsto que tanto las tarjetas enviadas desde Rusia como los documentos ahora catalogados en los locales del Museo Arqueológico Municipal de Oliva, se incluyan en la exposición sobre "La Guerra Civil a Oliva" que prepara en estos momentos un grupo de vecinos y en la que se ofrecerán aspectos hasta ahora inéditos de la contienda. Este trabajo ha resultado posible gracias a las gestiones realizadas por Inma Seguí, anterior Regidora de Patrimoni Històric i Museus del Ayuntamiento de Oliva.