La aparición de la muralla del siglo XIV tras las excavaciones arqueológicas obliga a replantear el mirador Serpis


La aparición tras las excavaciones arqueológicas del Ayuntamiento Gandia de la muralla del siglo XIV obliga a replantear el mirador del Serpis. La muralla traviesa en diagonal el solar contiguo al mercado municipal de Gandia donde se quería edificar un supermercado y un párquing. Ante este descubrimiento la construcción del mirador se replanteará así como se pospondrá hasta la redacción de un nuevo proyecto la edificación del supermercado y del párquing.




 

La aparición de la muralla del siglo XIV tras las excavaciones arqueológicas obliga a replantear el mirador Serpis

La muralla pertenece al siglo XIV y discurre en paralelo al río desde el puente de la Avenida Alicante hasta el palacio Ducal. Ello, ya se conocía según Fernando Mut, el edil de Territorio, Sostenibilidad y Medio Ambiente. Lo que no se esperaba es que la misma muralla cruzara en diagonal el solar en el que estaba previsto construir un supermercado y un párquing. De este modo, el proyecto del mirador del Serpis se ve modificado.

Una muralla que no sólo se ha encontrado en paralelo al río sinó que también ha hecho acto de presencia en un solar del Passeig de Germanies, tal y como explicaba Mut. En este caso, fue la empresa Vestigis Serveis Arqueològics la responsable del hallazgo tras sus excavaciones de carácter privado.

 

Según Mut, el Passeig Germanies era el foso antiguo en donde ya se conocía allí también el paso de la muralla construida en el siglo XIV. Lo importante, ha dicho, es el descubrimiento de restos de cerámica y estructuras urbanísticas dignas de análisis y que datan del siglo X.

 

En cuanto al solar contiguo al mercado municipal de Gandia, Mut ha señalado que la muralla lo cruza de manera diagonal. Algo que debe ser respetado y puesto a disposición de los ciudadanos ya que se trata de un bien patrimonial.

 

Por su parte, Mut ha señalado que no tiene trascendencia el hecho de que la muralla se cruce diagonalmente pues los arquitectos deberán redactar un proyecto en el que se deje un espacio abierto para que sea visitable. El punto que pudiese generar problemas llega con la construcción del párquing, algo, ha reiterado Mut, que puede que no encaje bien porque corta en diagonal el solar.

 

En cuanto a los restos de cerámica del siglo X hallados por la empresa Vestigis Serveis Arqueològics, lo más probable es que sean reservados para su ubicación en un museo.

 

Finalmente, Mut ha recalcado que será el arquitecto el responsable de elaborar un proyecto de obra en el que se respete el espacio público de la muralla.

Por otra parte, la Empresa Vestigis Serveis Arqueològics ha encontrado en la calle Mayor, en el antiguo solar de la Cafetería Liberty restos de cerámica y estructuras urbanísticas más modernas pues datan del siglo XV o XVI.