El Bloc denuncia el peligro que entraman las obras del colegio Sant Francesc de Borja


El Bloc del País Valencià ha denunciado el estado en el que se encuentra el colegio Sant Francesc de Borja, un colegio en obras, una obras que han dejado el techo de uralita al descubierto. El Bloc cree que esto entrama gran peligrosidad para los alumnos del colegio y ha denunciado públicamente que se permita el trabajo paralelo de las aulas, por una parte, los alumnos que reciben clase de día y por otra, los obreros que trabajan en las mismas aulas por la tarde.




 

El Bloc denuncia el peligro que entraman  las obras del colegio Sant Francesc de Borja

La educación continúa generando polémica en la ciudad de Gandia. Partidos políticos y asociaciones de madres y padres ven con preocupación que sus hijos e hijas deben assistir a sus respectivos centros docentes con la peligrosidad que puede acarrar las obras o con la incomodidad que puedan generar los barracones habilitados para que los niños reciban sus clases. Tanto es así que el el Bloc de la ciudad de Gandia ha denunciado el estado del colegio Sant Francesc de Borja. El centro educativo Sant Francesc de Borja está en un proceso de obras en distintas aulas, unas obras que dejan el techo al descubierto de uralita. Por este motivo, Facund Puig, concejal del Bloc cree que el estado de las aulas entrama gran peligro para los estudiantes.

Puig ha explicado que las aulas paralizan sus obras mientras los niños asisten a clase por la mañana y en cambio, por la tarde, los obreros continúan su labor de modificación. Una modificación que no viene de la mano de la remodelación y adecuación a LOGSE, sino que nace de las catas encomendadas este verano.

 

Por su parte, Puig entiende que este modo de trabajar no es el debido ya que el espacio de las aulas no es el adecuado para los alumnos siempre y cuando estén en construcción y remodelación. Para los nacionalistas, las aulas deberán ser ocupadas por los niños cuando estén definitivamente remodeladas y no entramen peligro alguno.