El gobierno ha contestado a Salazar recordando que cuando los socialistas llegaron al poder el ayuntamiento se encontraba en déficit.


El gobierno ha contestado a Salazar recordando que cuando los socialistas llegaron al poder el ayuntamiento se encontraba en déficit. Año y medio después han aparecido facturas fechadas en 2002 correspondientes a dos actuaciones que vienen de la anterior legislatura y que no estaban contempladas en el estado de cuentas que se hizo con el cambio de gobierno. La primera se refiere a las obras de suministro eléctrico en el sector 3 Magatzen. Las posibilidades de actuación eran tres. Aumentar las cuotas urbanísticas a los propietarios, una opción que se desechó porque estos no tienen porque sufrir las consecuencias de la mala gestión del PP. Obligar a la empresa constructora a hacerse cargo del gasto, lo que supondría entrar en temas judiciales. Financiar estas obras con dinero proveniente de la venta de PMS. La segunda factura se refería al suministro de agua potable en la UA nº 9. También en este caso había dos opciones. Obligar a la empresa concesionaria a hacerse cargo de los gastos, lo que supondría aumentar la tarifa del agua potable. O buscar una financiación a través del PMS. También en este caso se optó por esta opción. Sabater afirma que aunque esta no es la mejor solución, es la única manera de sufragar las obras sin que ello repercuta sobre los ciudadanos.




 

El gobierno ha contestado a Salazar recordando que cuando los socialistas llegaron al poder el ayuntamiento se encontraba en déficit.

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Oliva, Vicent Sabater ha presentado una moción en contra del artículo "Hablemos de familia" que aparecía en la hoja parroquial "Aleluya" el pasado 12 de febrero y que hacía referencia a la violencia de género.

En el citado artículo se señala que "La violencia, muchas veces con resultado de muerte, es condenable hasta en el caso de que hubiera una provocación verbal por parte de la víctima y debilidad por parte del agresor.

Sabater indica que es especialmente preocupante que este artículo, que según el autor había pasado todos los controles, se difunda en la publicación valenciana de mayor difusión, teniendo en cuenta que la Comunidad Valenciana es la tercera en cuanto a los casos de vilencia de género.

Así, el PSPV ha manifestado mediante esta moción al Arzobispo de Valencia su más firme rechazo a la consideración de que la mujer es la provocadora de la violéncia y la atribución del delito a la debilidad del agresor.