Sanitat detecta que el 47% de la población diabética desconoce que padece la enfermedad


El objetivo de la conselleria es disminuir hasta el 25 la diabetes desconocida. Se han implantado 26 retinógrafos en la Comunitat para los que se han invertido 880.000 euros.




 

Sanitat detecta que el 47% de la población diabética desconoce que padece la enfermedad

El conseller de Sanitat, Manuel Cervera, ha manifestado que “hemos detectado que el 47% de la población diabética desconoce que padece la enfermedad, tal y como se desprende de un estudio epidemiológico elaborado por la conselleria de Sanitat”. Según este estudio, el 13,9% de la población es diabético y el 47% de las personas afectadas desconocen que padecen la enfermedad.

 

El conseller ha realizado estas declaraciones en la rueda de prensa que ha ofrecido con motivo del Día Mundial de la Diabetes y en la que ha hecho balance de las actuaciones llevadas a cabo hasta el momento en esta materia, contempladas en el Plan de Diabetes de la Comunidad Valenciana 2006-2010.

 

Manuel Cervera ha explicado que, dentro del Plan de Diabetes la conselleria ha elaborado un estudio epidemiológico para conocer la incidencia de la enfermedad, tras el que se ha concluido “un elevado índice de desconocimiento, por lo que desde la conselleria vamos a insistir en campañas de información, la creación de un registro específico de pacientes diabéticos y, sobre todo, insistir en la recomendación de realizarse las pruebas a partir de los 40 años”.

 

Según el conseller, “uno de los objetivos del Plan de Diabetes es, precisamente, reducir hasta el 25% la proporción de la diabetes desconocida”.

 

Manuel Cervera ha recordado que “la diabetes es una enfermedad crónica que se presenta en todas las edades, aunque el riesgo de padecerla aumenta con los años”. En concreto, según datos de la Encuesta de Salud, en la Comunitat un 2% de la población menor de 44 años padece diabetes, asciende hasta el 7% entre los 45 y 64 años y se incrementa hasta el 15,5% en mayores de 65 años.

 

El titular de Sanitat ha explicado que “las personas con diabetes disfrutan de una calidad y expectativa de vida similar a la del resto de la población, pero sin diagnosticar puede generar complicaciones como la ceguera, insuficiencia renal, amputación no traumática de extremidades inferiores y disfunción sexual en el varón”.

 

Implantación de retinógrafos

 

El conseller ha destacado la implantación de los retinógrafos no midriáticos, como medida preventiva contemplada en el Plan de Diabetes 2006-2010. Este aparato permite realizar un examen completo de los ojos, que es la mejor protección contra la progresión de la retinopatía diabética, la segunda causa de ceguera en España”.

 

En este sentido, el conseller ha indicado que entre un 15% y un 30% de las personas con diabetes padecen retinopatía.

 

El retinógrafo, acompañado de un equipo informático para la visualización, almacenaje e impresión de imágenes digitales, permitirá que la historia clínica de cada paciente quede documentada con imágenes gráficas de su retina, con lo que se podrá realizar un registro para el seguimiento de su evolución. El personal sanitario explora al diabético y envía la imagen al oftalmólogo mediante correo electrónico.

 

Actualmente, hay en la Comunitat Valenciana un total de 20, retinógrafos, 15 en Valencia, 7 en Alicante y 4 en Castellón, que están distribuidos entre 8 hospitales y 18 centros de salud. Para la implantación de estos aparatos, la conselleria ha invertido un total de 880.000 euros. En los últimos tres años, se ha realizado un seguimiento con el retinógrafos a más de 1.500 personas.

 

Plan de Diabetes 2006-2010

 

Manuel Cervera ha recordado que la conselleria de Sanitat puso en marcha el Plan de Diabetes 2006-2010 con el objeto de mejorar la calidad asistencial de los pacientes diabéticos, reducir la frecuencia de la enfermedad y las secuelas crónicas que puede ocasionar y reducir la proporción de diabetes desconocida hasta el 25%.

 

Para mejorar la calidad asistencial de los pacientes, el conseller ha anunciado que “los 22 departamentos de salud de la Comunitat disponen de una Unidad de Diabetes y ya son 84 los endocrinólogos especialistas en el tratamiento de esta enfermedad en la Comunitat, además de disponer de 5 unidades de referencia para población infantil”.

 

Otra de las medidas para mejorar la calidad de asistencia de los pacientes es la implantación de las bombas de insulina, que ya utilizan 251 personas.

 

En 2001, la Comunitat Valenciana fue pionera en España en la implantación de esta técnica dentro de las prestaciones sanitarias públicas.

 

Para reducir la frecuencia de la enfermedad, el Plan prevé acciones divulgativas y preventivas, entre las que destacan la publicación de dos trípticos informativos en color para escolares y personal sanitario, así como la colaboración con asociaciones y la Federación de Diabéticos y campañas divulgativas y cursos de formación para educadores en diabetes.