Gandia intercambia experiencias con los gestores de bibliotecas públicas de Rumanía


El Ayuntamiento de Gandia recibió el viernes a diversos gestores de bibliotecas públicas de Rumanía. El encuentro quiso poner de manifiesto los lazos culturales existentes entre la ciudad y este país y permitirá intercambiar experiencias entre bibliotecas. Según el alcalde de Gandia, la lectura se ha convertido en una herramienta fundamental en la labor de integrar a los inmigrantes rumanos, que en la ciudad representan al veinte por ciento del total de extranjeros.




 

Gandia intercambia experiencias con los gestores de bibliotecas públicas de Rumanía

Intercambio de experiencias culturales y una nueva oportunidad para integrar a los inmigrantes. Estos son los dos ejes del encuentro entre los responsables de las bibliotecas públicas rumanas y los representantes polícios del Ayuntamiento de Gandia. La colaboración interinstitucional fue el tema a debate entre la directora de la Biblioteca Provincial de Brancea, Teodora Fintinari, y diversos gestores de otros centros locales rumanos y gandienses.

Fintinari celebró las buenas relaciones entre las bibliotecas de Rumanía y Gandia, que en los últimos años ha permitido diversos convenios de compra de material bibliotecario (tanto en rumano como en castellano) por las respectivas partes.

El director de políticas lingüísticas de Gandia, álvaro García, destacó que el colectivo rumano de Gandia (el 20% de todos los inmigrantes) ha crecido al mismo ritmo que el número de lectores de esta procedencia inscritos en las bibliotecas de Gandia. Según García, este dato representa una “muy buena noticia” por cuanto a la integración de la población rumana. álvaro García interpretó que dicho colectivo inmigrante “se está integrando en todos los niveles”, y valoró los acuerdos entre bibliotecas como “algo necesario para tender puentes entre ambas culturas”.