La olivense Irene Garí destaca con su actuación en el Campeonato de España de selecciones autonómicas


El campeonato se celebró el pasado mes de enero en Cáceres.




 

La olivense Irene Garí destaca con su actuación en el Campeonato de España de selecciones autonómicas

Irene Garí es una joven olivense nacida el 1994, por lo tanto de categoría infantil. Con 1,80 de estatura puede jugar en cualquier demarcación, debido a su principal virtud; la polivalencia. Dominio de balón, buen tiro, alzada, es una jugadora de baloncesto completísima. Su calidad no ha pasado nunca desapercibida y esta es su segunda temporada en el Ros Casares de Valencia, tras su etapa de formación en la Escuela Municipal de Baloncesto de Oliva. Es habitual de las selecciones autonómicas y, esta temporada, ha disputado el campeonato de España de selecciones autonómicas infantiles, representando a la selección valenciana.

 

El campeonato se celebró el pasado mes de enero en Cáceres.

En la primera fase, la selección valenciana se enfrentó a Melilla, Murcia y Asturias, consiguiendo tres cómodas victorias que la clasificaban a cuartos de final. La participación de Irene en estos tres partidos fue buena a pesar de jugar sólo 15 minutos. Pero al llegar los cuartos fue su turno y jugó 30 minutos (el máximo permitido legalmente) en el partido de cuartos frente a Catalunya. Fue la jugadora valenciana que más minutos jugó y consiguió 15 puntos en un vibrante partido, muy igualado, que sólo se decidió al final con un triple de las catalanas.

Irene en la selección, hizo tareas de alero, a pesar de su alzada, y ayudaba a subir el balón cuando los equipos contrarios presionaban.

 

Los dos últimos partidos fueron los de los lugares del 5º al 8º. La selección valenciana jugó en Aragón y después en Navarra, consiguiendo la 5ª posición final en dos partidos muy igualados pero ganados por las valencianas con una destacada participación de Irene, que volvió a jugar 30 minutos en cada uno de los partidos, anotando 10 y 14 puntos respectivamente.

A destacar también los 10 rebotes en Aragón, lo cual quiere decir que para los técnicos de la selección era la jugadora clave de la selección la mejor jugadora valenciana de su edad, sin ninguna duda. Un orgullo para el baloncesto de Oliva.

 

Ahora Irene está a la espera de la más que segura incorporación a la lista de la selección española de su edad. Pero Irene no es la única, ella ha seguido los pasos de su hermano Fernando Garí, que no ha podido disputar el Campeonato de España Cadete por una lesión en la rodilla, cuando era uno de los fijos para la selección valenciana.

Fernando ya hace 4 temporadas que está en el Pamesa y también es un fijo en la selección española los últimos años. Ahora una lesión lo ha apartado de los éxitos y ha surgido la figura de su hermana Irene. Pero la calidad como jugadores de baloncesto de los dos es indudable y se espera que continúen llevando el nombre de Oliva por todas partes y continúen los éxitos en sus respectivas carreras deportivas.