Sanitat destina 128 millones de euros a medicamentos biotecnológicos


Cervera ha inaugurado hoy una jornada sobre las nuevas terapias biotecnológicas. Cervera: "Nos esforzamos para que las innovaciones terapéuticas sean accesibles a todos los pacientes". Sanitat está haciendo un esfuerzo para adquirir este tipo de medicamentos biotecnológicos a través de la Central de Compras.




 

Sanitat destina 128 millones de euros a medicamentos biotecnológicos

La Conselleria de Sanitat ha destinado en el último año alrededor de 128 millones de euros a los medicamentos biotecnológicos. Así lo ha afirmado hoy el titular de Sanitat, Manuel Cervera, en la inauguración de la jornada Aula Biotech sobre los retos que suponen las nuevas terapias biotecnológicas.

 

En este sentido, Cervera ha destacado que “desde la sanidad valenciana nos esforzamos para que las innovaciones terapéuticas sean accesibles a todos los pacientes y garantizar con ello la mejor asistencia a todos los ciudadanos de nuestra Comunitat”.

 

El titular de Sanitat ha resaltado que “la biotecnología representa para muchos el futuro de la medicina y desde el Gobierno Valenciano creemos que es fundamental para tener una sanidad pública de calidad estar a la vanguardia de las nuevas tecnologías aplicadas a los medicamentos”.

 

Según Cervera, el acceso a las innovaciones terapéuticas está garantizado tanto a nivel hospitalario como a nivel extrahospitalario a través de receta médica. De este modo, ha señalado el Conseller, “hemos invertido en este tipo de medicamentos innovadores tanto en Atención Primaria como en Atención Especializada y a través de la Central de Compras de la conselleria de Sanitat”.

 

Esta jornada se realiza en colaboración con Amgen, una compañía biotecnológica que descubre, desarrolla, produce y comercializa terapias humanas para enfermedades graves, basadas en los avances de la biología celular y molecular. Entre sus logros destaca el descubrimiento del gen del envejecimiento celular y el gen de la osteoprotegerina, vinculado a la regulación de la masa ósea. Sus principales líneas de investigación se centran en las áreas de oncología, hematología, nefrología, inflamación, metabolismo y enfermedades óseas.

 

Atención Hospitalaria, Atención Primaria y Central de Compras

 

En concreto, la conselleria de Sanitat ha destinado en 2007 más de 86 millones de euros a medicamentos biotecnológicos a nivel hospitalario. Así, se destinaron 17,36 millones de euros a interferones para el tratamiento de la esclerosis múltiple; 3,70 millones de euros a la hormona del crecimiento o somatropina; 24,16 millones de euros a la eritropoyetina utilizada en anemias de origen renal y anemias en pacientes oncológicos; y 41,32 millones de euros en inmunosupresores.

 

En Atención Primaria, el importe destinado de enero a noviembre de 2007 a medicamentos biotecnológicos es de más de 8 millones de euros: cerca de 1 millón de euros en interferones, 7,14 millones de euros en insulina humana y 4.000 euros en la hormona de crecimiento o somatropina.

 

Además, la conselleria de Sanitat también está haciendo un esfuerzo para adquirir este tipo de medicamentos biotecnológicos a través de la Central de Compras, es decir, a través de concursos públicos con objeto de proveer a todos los departamentos de salud reduciendo el coste de los medicamentos.

 

En 2007 se destinaron alrededor de 34 millones de euros a los medicamentos biotecnológicos a través de la central de compras: 5,6 millones de euros en la adquisición de imiglucerasa, que se utiliza como terapia en la enfermedad metabólica de Gaucher; 24,54 millones de euros fueron destinados  a la adquisición de eritropoyetina; 2,36 millones de euros a la compra de peginterferon alfa para el tratamiento de la hepatitis B y C; y 1,53 millones de euros a la adquisición de palivizumab, que se utiliza para las infecciones por virus respiratorios. Este año se está tramitando un nuevo concurso para la adquisición a través de la central de compras de la hormona del crecimiento.

 

Terapias biotecnológicas

 

La definición más extendida del término biotecnología es el uso de organismos vivos para producir fármacos, alimentos u otros productos. Las aplicaciones de la biotecnología tradicional  se remontan a la fabricación del vino, el pan, el queso, el yogur o la cerveza.

 

Aunque la biotecnología moderna nace al conocerse la estructura del ADN en los años cincuenta, su incorporación a la terapéutica humana no se produce hasta comienzos de los años 80 con la utilización de la insulina y de la hormona del crecimiento.

 

Durante la década de los 80, los avances en ingeniería genética y en el establecimiento y cultivo de líneas celulares han permitido la obtención de multitud de proteínas terapéuticas como la eritropoyetina, la hormona del crecimiento o el inteferon, que nunca hubiesen sido posibles de obtener en cantidad suficiente de sus fuentes naturales.

 

La presencia de la biotecnología como innovación en la asistencia sanitaria resulta hoy en día muy importante y tiene una proyección de futuro aún mayor.