Ayer se inauguró en la Casa de Cultura de Oliva la Exposición-Homenaje de pintura de Pepa Salamero.


Ayer se inauguró en la Casa de Cultura de Oliva la Exposición-Homenaje de pintura de Pepa Salamero. Una exposición en la que se podrán ver las colecciones familiares propiedad de sus padres, hermanas y de ella misma, así como otros trabajos pertenecientes a las exposiciones que realizó en Dinamarca y Elda. La muestra se podrá visitar hasta el día 19 de enero en horario de 9.00h.a 14.00h. y de 17.00h. a 20.00h. El sentido de esta exposición-homenaje es que la gente que conocía a la artista pueda recordar su vida y obra para que perdure en el tiempo, y que la gente que no la conocía, tenga ahora la oportunidad de acercarse a la obra de esta mujer que vivía, fundamentalmente del retrato, aunque lo que realmente le gustaba era hacer trabajos creativos. En este sentido, realizó numerosos trabajos de decoración de estudios para varias empresas, como la televisión local de Benidorm y diversas pizzerías y restaurantes. Pepa Salamero era licenciada en Bellas Artes y vivió gran parte de su vida en Altea, donde le gustaba sentarse en la plaza y en el paseo marítimo para realizar retratos. En Oliva sólo participó en una exposición, hace tiempo, para conmemorar el día de la mujer trabajadora. El título de la exposición era “Ocho en Trece”, y Salamero participó en ella con algunos cuadros con temática de mujer.




 

Ayer se inauguró en la Casa de Cultura de Oliva la Exposición-Homenaje de pintura de Pepa Salamero.

La comisión de hacienda, reunida en la jornada de ayer en la ciudad de Oliva, decidió con los votos a favor del PSOE y el BLOC y en contra de UV y PP, continuar adelante con el proceso de reversión de los terrenos cedidos en su día  a la Fundación TECSAL para la construcción del Centro Ecuménico.

La decisión, según el alcalde Salvador Fuster, se ha tomado en base a un informe realizado por los técnicos municipales, en el que queda claro que se han incumplido los plazos que en su día se marcaron para la construcción del edificio. Además Fuster ha asegurado que pese a las muestras de buena voluntad que de forma reiterada ha mantenido el consistorio olivense, sobre todo con las constantes prórrogas para seguir con el proceso de construcción del edificio, el comportamiento del Arzobispado y la Fundación no ha sido ni con mucho, el mejor. Una actitud que el alcalde asegura no ha dado opción a una posible solución.

Desde el Arzobispado hay muchas cosas que no se entienden, como por ejemplo, que previa a la celebración de la comisión de hacienda, se filtrara a determinados medios de comunicación la resolución de las alegaciones, sin que el propio Arzobispado o la Fundación tuvieran conocimiento de las mismas. Otra de las cuestiones que no se entienden es la valoración que se ha realizado de los periodos legales y las posibles prórrogas, y en todo caso que no se haya tenido en cuenta el progreso que el Centro supondría, tal y como reconocieron todos los grupos políticos en el momento de anunciarse el proyecto, para la ciudad de Oliva. El Arzobispado, asegura seguir apostando por la línea del diálogo, esperando que el consistorio no tome una decisión irreversible que perjudique a los intereses generales del municipio, y sobre todo ha dejado claro que piensa recurrir hasta el último momento para que el Centro y Templo Ecuménico sea finalmente una realidad.

A pesar de todo, el proceso parece que podría haber entrado en una fase ya irreversible, pese a que el propio Fuster aseguraba a este diario, que en la próxima semana se va a encargar al portavoz del PSOE mantener una reunión con  Vicente Sastre, para intentar llegar a acuerdos o como mínimo mejorar las relaciones con la Fundación.