La falla Barri de Sant Francesc arrasó ayer en la entrega de premios


Tras años de espera, la falla Barri de Sant Francesc arrasó ayer en la entrega de premios falleros de Oliva al llevarse 7 banderines, entre los que destaca el del mejor monumento mayor, una obra de los hermanos Colomina que lleva por título ''La piratería''. El monumento se llevó también el premio de la JCF de Valencia a la mejor falla de todas las categorías, el premio de Ingenio y Gracia y el primer premio al Llibret. Además, la comisión ganadora se llevó también los dos primeros banderines de la Cabalgata del Ninot. En segundo lugar de las fallas mayores quedó su gran rival, la falla Institut. La tercera en el palmarés fue la falla de l´Estació, seguida por la falla Casa d´Alonso y por último, la falla Pensat i fet. En lo que respecta a la sección infantil, ganó la falla Institut, seguida de la falla Sant Francesc, la falla de l´Estació, la falla Pensat i fet, y en último lugar la falla Casa d´Alonso. El Ninot Indultat mayor pertenece a la falla Sant Francesc, y el infantil a la falla de l´Estació. En lo que respecta al campeonato de truc, el equipo ganador fue el presentado por la Casa d´Alonso, y en el torneo de cau los ganadores fueron l´Estació, en la sección masculina, y Pensat i fet en la categoría femenina. El presidente de la JLF de Oliva ha calificado como muy emotivo este acto de entrega de premios que tuvo lugar en el Parc de l´Estació, que estuvo presidida por la fallera mayor, el alcalde de la ciudad, y por él mismo. Un castillo de fuegos artificiales puso el punto final a este acto.




 

La falla Barri de Sant Francesc arrasó ayer en la entrega de premios

La portavoz del BLOC de Oliva, Inma Seguí, aseguraba que el voto a favor de la reversión de los terrenos del Centro Ecuménico, que su grupo diera en la comisión de hacienda del pasado viernes, se debe al cumplimiento de un mandamiento del colectivo local de su partido, que se ha basado exclusivamente en dos criterios, por un lado el que se ha rebasado el periodo concedido por el consistorio para la realización de las obras y por otro lado, que no existen garantías económias para la financiación de las obras de construcción del Centro,

Seguí ha asegurado que siguen creyendo en la importancia de una estructura que aglutinara y encabezara las cuestiones turísticas del municipio, pero que los terrenos cedidos han multiplicado de forma importante su valor y que si no hay garantias de que se pueda finalizar la construcción del edificio, los terrenos han de volver a sus legítimos propietarios, que son los ciudadanos de Oliva