La edición de la Feria del Motor de Oliva ha sido calificada de todo un éxito


La XVI edición de la Feria del Motor de Oliva ha sido calificada de todo un éxito por parte del concejal David González, responsable de su organización. Aunque según el propio concejal, es muy pronto para dar datos definitivos, sí parece que la afluencia de público ha sido mayor que en ediciones anteriores y que las actividades complementarias programadas han contado también con el beneplácito del público. De especial éxito ha sido calificada la asistencia de visitantes al mercado municipal, ya que según algunos de los comercios allí establecidos, hacía años que no se veía tanta gente en las instalaciones. También se ha mostrado especialmente satisfecho de su participación el Motoclub Motolío de Oliva, que en la matinal motera vio desbordadas sus previsiones de participación y de espectadores. Por parte de los expositores, la sensación también es de satisfacción dado que han recibido más visitantes que otros años y además de más comarcas, lo que hace pensar que las campañas publicitarias organizadas desde la concejalía han dado el fruto esperado. De todas formas, González insistía en que se trata de primeras estimaciones y que las valoraciones definitivas las ofrecerá el próximo miércoles en rueda de prensa




 

La edición de la Feria del Motor de Oliva ha sido calificada de todo un éxito

La portavoz del BLOC de Oliva, Inma Seguí, aseguraba que el voto a favor de la reversión de los terrenos del Centro Ecuménico, que su grupo diera en la comisión de hacienda del pasado viernes, se debe al cumplimiento de un mandamiento del colectivo local de su partido, que se ha basado exclusivamente en dos criterios, por un lado el que se ha rebasado el periodo concedido por el consistorio para la realización de las obras y por otro lado, que no existen garantías económias para la financiación de las obras de construcción del Centro,

Seguí ha asegurado que siguen creyendo en la importancia de una estructura que aglutinara y encabezara las cuestiones turísticas del municipio, pero que los terrenos cedidos han multiplicado de forma importante su valor y que si no hay garantias de que se pueda finalizar la construcción del edificio, los terrenos han de volver a sus legítimos propietarios, que son los ciudadanos de Oliva