Valldigna Accesible denuncia deficiencias en el acceso a la playa de Tavernes


El colectivo Valldigna Accesible exige la reparación de una serie de deficiencias de accesibilidad a la playa de Tavernes. Francisco Javier Chordá, presidente de la Asociación, destaca especialmente la inapropiada rampa de acceso de la arena, así como el estado de la plataforma de la Cruz Roja o el difícil itinerario hasta el agua mediante la silla anfibia.




 

Valldigna Accesible denuncia deficiencias en el acceso a la playa de Tavernes

 

Valldigna Accesible se ha hecho eco de las deficiencias del punto de playa para discapacitados en el acceso y misma playa de Tavernes. Francisco Javier Chordá afirma se ha puesto ya en contacto con el Ayuntamiento de la localidad para paliar cuanto antes estos problemas que ocasionan grandes dificultades para los usuarios de estos servicios. Reclama ante todo una remodelación de la rampa de acceso a primera línea de playa, así como las condiciones de la plataforma en la que descansan los bañistas.


El principal motivo que llevó a la formación de Valldigna Accesible fueron las deficiencias existentes en el acceso a la zona de baño en el que los usuarios deben superar un desnivel de más de 15 centímetros entre la plataforma y la arena, donde se ubican las sillas anfibias. Con esta diferencia el cambio de silla resulta una tarea complicada para voluntarios y discapacitados, como ha explicado Chordá. Por todo ello el presidente de la asociación ha propuesto entre otras soluciones la compra de un nuevo toldo, el rebaje del desnivel de la plataforma y la unión de sus partes mediante cuerdas, entre otras.


Francisco Chordá confía en que el Consistorio de Tavernes tome las medidas oportunas y añade a sus demandas la pavimentación de un pequeño espacio desde el final de la rampa de acceso a la playa hasta donde está ubicado el punto de accesibilidad para tomar el sol fuera de temporada estival.