Borja Escrivà, el cura de la Colegiata en La Mañana de Carmen Berzosa

Desde hace casi una década sufre una situación que le ha ocasionado graves perjuicios y sobre todo una discriminación que amenaza con repetirse porque en el mundo de la información, sigue reinando la desinformación y unos padres le acusan de graves delitos que nunca cometió