La guerra en el séptimo arte, por David Roldán

La guerra en el séptimo arte, por David Roldán

Por
539

  Desde hace un tiempo, con la llegada de canales de streaming como Netflix y con el tremendo aumento de popularidad que han ido ganando las películas de superhéroes, se abre un debate cada año que divide a la comunidad cinéfila: ¿Deberían esta clase de producciones ser consideradas cine y poder optar a los mismos premios que el resto?

Uno de los casos más sonados fue cuando Steven Spielberg quiso proponer una nueva norma a la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas en la que se prohibiera a las películas realizadas para plataformas de streaming poder participar en los premios Oscar. Aquello finalmente se resolvió cuando el mismísimo Departamento de Justicia de los Estados Unidos declaró que dicha norma violaría la Sección 1 de la ley Sherman (ley antimonopolio).

  Más reciente es el caso de Martin Scorsese, que afirmaba que las películas de superhéroes no son cine de verdad, comparándolas con parques de atracciones al ser producciones mucho más comerciales. Esta afirmación sería bastante estúpida si la trasladamos a prácticamente cualquier otro tipo de arte, por ejemplo la literatura. Si yo digo que Harry Potter no es literatura porque es mucho más comercial que otros libros estaría diciendo algo absurdo.

  Cierto es que Scorsese comentó en el New York Times que su opinión respecto a estas películas puede deberse a la diferencia generacional que existe entre ambos y a su manera diferente de entender el cine. Quizás Scorsese piense esto de verdad, quizás simplemente quiera desviar la atención hacia el otro lado porque (¡oh, sorpresa!) él ha ido este año a los Oscar con una película para Netflix, o quizás ambas cosas. En cualquier caso, menospreciar una película porque tú no seas capaz de conectar o emocionarte con ella me parece injusto, sigue habiendo un trabajo titánico detrás de todas estas producciones y hay muchísima gente que las disfruta.

  Puede ser que en unos años se acabe la moda del cine de superhéroes, puede ser que en unos años todos los canales de streaming quiebren, puede ser que este tipo de contenido siga evolucionando y se quede para siempre, lo que no puede ser es que dentro del séptimo arte exista esta división que cada año enfrenta a más personalidades de la industria y a más consumidores. Alomejor debería ser la propia Academia la que se adapte a los tiempos que corren añadiendo nuevas categorías a sus premios (mejor película para televisión, por ejemplo) pero lo importante es que la gente pueda seguir disfrutando del cine en todas sus formas tal y como siempre hemos hecho.

``Donde quiera que se encuentre el prejuicio, siempre nubla la verdad´´
-Doce hombres sin piedad-
  David Roldán.          


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR