Cinco denuncias a personas de fuera de Gandia que han venido estos días

Cinco denuncias a personas de fuera de Gandia que han venido estos días

Por
11044

La Policía Local de Gandia ha sancionado a cinco personas que, haciendo caso omiso al Estado de Alarma, han viajado hasta la capital de la Safor donde tienen una segunda residencia.

Son decenas y así lo atestiguan la gran cantidad de ventanas y balcones abiertos en los diferentes apartamentos de la playa de Gandia con respecto al pasado viernes. Se trata de personas que, haciendo caso omiso al Estado de Alarma y, por consiguiente, el confinamiento en casa han optado por viajar y trasladarse desde sus domicilios particulares hasta la playa de Gandia donde tienen la segunda residencia.

Durante la mañana del sábado, el tren de Cercanías C1 València-Gandia seguía trayendo viajeros hasta la capital de la Safor, como lo demuestra la imagen que ilustra esta noticia. Además hubo quien intentó saltarse el confinamiento aduciendo que eran madre e hijo y que éste la acompañaba hasta València, cuando no era cierto. También varios identificados, entre ellos uno que al volcar sus pertenencias los agentes hallaron un destornillador. Otros aguardaban impacientes en los alrededores de la estación de Renfe-Adif para que, en el momento de marcharse las patrullas, acceder al andén y tomar un tren con destino València o viceversa. Los controles policiales no han sido suficientes para cortar esta sangría como tampoco lo han sido a las entradas y salidas de la playa de Gandia.

Durante el fin de semana, ha habido quien al detectar el control policial ha optado por girar bruscamente para evadirlo en la zona Rosa dels Vents y calle Alcoi, llegando incluso a causar daños llevándose por delante hasta ornamentación.

Otra persona, a primeras horas de la mañana del domingo, se encontraba bañándose y al detectar un luminoso de una sirena optó por salir corriendo del agua, coger los bártulos y esconderse. 

Y la prueba más palpable de la situación ha sido las cinco denuncias interpuestas por la Policía Local de Gandia a personas que se habían desplazado desde sus viviendas habituales hasta la playa de Gandia. Según fuentes policiales, de los cinco denunciados cuatro provenían de  fuera de la Comunitat Valenciana y el quinto era de fuera de Gandia, por lo que se les impuso la correspondiente sanción económica.

En los apartamentos, la Jefatura de la Policía Local ha colocado un informe firmado por el Comisario Jefe, Marc Cuesta, donde se les recuerda la orden de permanecer en sus casas y no en segundas residencias advirtiendo de las consecuencias penales y económicas por desobedecer las órdenes de confinamiento.

En el comunicado se señala que ''se informa a aquellos titulares de segundas residencias que, por parte de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, tanto Policía Nacional como Guardia Civil y Policía Local, se está controlando de manera intensiva las entradas de vehículos y viviendas a fin de denunciar la presencia, y que deben volver a los lugares de origen bajo la pena de denuncias así como la apertura de diligencias judiciales a quienes se nieguen a regresar''.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR