Paco Sanz, feriante de Gandia, el sector olvidado que no trabaja desde Marzo

Paco Sanz, feriante de Gandia, el sector olvidado que no trabaja desde Marzo

Por
5193

Miles de vecinos de la Safor le hemos comprado en la Feria de Gandia a Paco Sanz. Hoy alza su voz por la situación que los feriantes atraviesan. Un sector olvidado por la Administración pues desde marzo, cuando surgió la pandemia, que no trabajan. Abrieron supermercados, restauración, ocio nocturno, empresas... pero ellos son los grandes olvidados. Escucha aquí su testimonio.

Francisco Sanz es un feriante de los de toda la vida. Conocido en Gandia y en las ferias de la Safor además de por tierras de España donde prácticamete las ha pisado todas con su camión cargado de género y repartiendo ilusión entre los más pequeños. Los mayores saben de la garantía, profesionalidad y años que Paco lleva al frente de este negocio, es toda una institución.

Verlo en la Feria de Gandia era señal de que todo iba bien. Este año no estará. Ni en Gandia ni está en ninguna parte. Eso sí, solo existe a los ojos de la Agencia Tributaria y de la Seguridad Social.

Siempre en el mismo puesto, Paco y su mujer, han servido juguetes, muñecas, carros, peluches, todo lo que pasara por la mente de un feriante se ofrecía en una amplia exposición que, todos los años, era parada ineludible de miles de personas de la Safor. A medida que han pasado los años, sus hijos y los de todos, se han hecho mayores y él, Paco, ha seguido siempre al pie del cañón, pues todavía restan hijos a los que mantener.

Todos los años, nada mas voltear el primer tramo del Recinto Ferial de Gandia, cuando enfilabas el camino de salida de la Feria, allí estaba él a mano izquierda con sus juguetes, con esa macro exposición de todo lo que uno pueda imaginar.

Hoy este fósforo nos ha remitido este texto al OpiCope 661279085 y ha sido entrevistado en La Mañana de Carmen Berzosa.

''...Buenas tardes:
Me dirijo a ustedes porque escuchamos mucho hablar de la situación que a causa de la Covid-19 vive el turismo, la hostelería, las empresas con ERTES... pero no se habla de los que, como yo, nos dedicamos a la venta ambulante en ferias y fiestas populares las cuales están suspendidas en toda España hasta nuevo aviso. Lo único que cobramos es el cese de actividad de 661euros (hasta septiembre) y desde el pasado mes de agosto ya nos cobran la seguridad social y, como no, la Agencia Tributaria.

Yo particularmente tengo en alquiler una nave y varios vehículos además de muchas otras cosas que mantener ya que somos 4 personas en casa y una de ellas estudiante universitaria en otra ciudad (con todos los gastos que esto conlleva) y no tenemos posibilidad de trabajar. No sabemos hasta cuando podremos aguantar esta situación pues los pocos ahorros que teníamos ya se nos han terminado.

Esperamos nos puedan dar voz. Gracias por la comprensión, un saludo...''

Escucha aquí la voz de Paco Sanz, todo un referente como feriante de Gandia


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR